jueves, 11 de junio de 2009

7-J: De nuevo, Bocatto di Cardinale

Hace casi tres meses que no escribo nada por aquí. El motivo inicial fue el nacimiento de mi hija Alejandra; pero después, el trajín de la adaptación al nuevo escenario familiar se fue convirtiendo en distanciamiento por falta de tiempo, dedicación y ganas. Bien es cierto, que en este tiempo he empezado algún que otro post que no he llegado a concluir. No siempre por falta de ganas, sobre todo viendo algunas decisiones, comportamientos y declaraciones de los de siempre, pero también de otros más cercanos. Hoy he decidido arrancarme de mi abulia y sentarme de nuevo por aquí. Sin grandes pretensiones, pero intentando recobrar la senda de hace unos meses.

7 J - Día D: Análisis y Diagnósticos. Seguimos de resaca de las Elecciones Europeas. Otras -y van dos- que ha ganado Rajoy cuando no es él el candidato. Desde el PP no cesan de cacarearlo, y hacen bien. Tienen tantas ganas de anticipar su llegada a la Moncloa que les traiciona la brújula. Lo mejor sin duda de este pasado domingo es que Rajoy sigue -aún- al frente del PP. Pero, ojito: ¡zafarrancho tocan!.

Sobre el análisis de estos resultados electorales, recomiendo el muy completo realizado el martes en las páginas del diario Público. En el que se puede apreciar cómo no sólo fue el PSOE quien rebajó sus apoyos de forma importante. También le pasó al PP, solo que de forma menos acusada. A ellos también dejaron de votarles sus votantes menos radicales, más volubles. Igual que al PSOE e IU. En cuanto a los resultados de UPyD, me da la impresión de que esta formación seguirá aumentando mientras Rajoy siga liderando el PP. El apoyo del diario ElMundo, y otros predicadores del mismo palo antiRajoy, animan a Rosa Díez de forma táctica y coyuntural. Cuando llegue el momento, reorientarán sus mensajes y quedarán huérfanos. Lo veremos.

Sobre las dificultades de realizar un diagnóstico post electoral concluyente en los partidos mayoritarios, me han gustado dos artículos de opinión. Uno de Carlos Carnicero, y otro de Luís Solana. Los recomiendo, y me gustaría que se hiciera algo más que echar balones fuera.

Bocatto di Cardinale. Con respecto al sótano que estamos cavando electoralmente comicio tras comicio, los socialistas en la Región de Murcia, recomiendo el excelente análisis que realizaba el martes Fran Rodríguez en su blog (lasombradeAznar.com). En política se valora más una mentira piadosa que inversiones como nunca. A veces, y sobre todo en tiempos de crisis, hay que ir a lo práctico. La gente no percibe los millones, pero sí los afectos, -aunque sean fingidos-. Unos cariñicos y santaspascuas, que de eso sabe mucho miRamónLuís. Pero, además del cariño de arriba hay que hacer mejor las cosas, y sobre todo más cerca de la gente. Por lo que respecta a Lorca, y el nuevo batacazo, el diario LaVerdad publicaba hoy un artículo de opinión de José Antonio Gallego, ex alcalde socialista lorquino, con el que no puedo estar más de acuerdo.

¿Para cuándo un análisis en profundidad de cómo se trabaja políticamente con las personas y personalmente con la política, en cada agrupación socialista de la Región de Murcia? Además de señalar perennemente a Pedro Saura como máximo responsable de los desaguisados, estaría muy bien que cada dirigente socialista murciano se mirara menos el ombligo y más los callos de las manos. Que se parara a analizar qué hace por sus vecinos; y, sobre todo, cómo le ve la gente de su pueblo, de su barrio, de su calle. Esto es válido incluso para aquellos que se aprestan raudos a señalar con el dedo buscando responsables a este desastre colectivo que estamos propiciando.

La diferencia de votos, señala claramente el déficit de implicación y compromiso social con el que es percibido socialmente nuestro partido y nosotros como militantes. No nos rasguemos las vestiduras. En la transición y en los años ochenta, la fuerza de la izquierda estaba en la calle, en los barrios, en las asociaciones, en el deporte, con las mujeres, con la ecología,... Por eso gobernábamos esta región. Hoy día, salvando honrosísimas excepciones, nuestra participación y militancia social -no sólo socialista- es escasa, residual, gris o intrascendente. E incluso a veces, aún peor: elitista o ineficaz. Mientras que -paradógicamente- los votantes de la derecha están impregnando el tejido social de todo el territorio murciano, incluso en ámbitos otrora ajenos a sus postulados ideológicos. Pero, es que ellos aprendieron muy bien que ese era el camino. Alguien les dijo aquello de que "si quieres gobernar, hay que arremangarse". Y lo hacen. Lo hacen y se les ve. Ya se encargan ellos, de que se les vea. Ya.
Además, se hace necesario a mi juicio un análisis de las motivaciones -o más bien des-motivaciones hacia la militancia de izquierdas en esta tierra. ¿Qué hacemos con/para/por los jóvenes? ¿Qué espacios, funciones, roles ofrece nuestra organización? ¿Cómo se forman nuestros "cuadros"? ¿Lo cualo? Pues eso. Se hace necesario dotar de imagen, estrategia y márketing a nuestras agrupaciones. Hay que aprender a ser más eficaces. Nos va todo en ello.

En fin, ya te digo: ¿Y el Real Madrid qué, otra vez campeón de Europa?
PD.- Ah, un último consejo: NO hablemos más de corrupción, que la gente es muy lista y no le preocupa quien es el chorizo de turno. Las pruebas electorales son muy tozudas.

3 comentarios:

supersalvajuan dijo...

Jose, muchas felicidades por lo de la joven de la familia.

Juan Fco. Otálora dijo...

Se te echaba de menos, Jose. Tenemos que arremangarnos todos y echarnos al camino...

Antonio J. García Conesa dijo...

¡Uf, qué peso me has quitado de encima! No te conozco personalmente, pero llegue a temer que te hubera ocurrido algo malo. Incluso llegué a indagar un poco: "¿conoces a este hombre?, ¿sabes si le ha ocurrido algo?". Que el más prolífico de los blogueros, el que estaba siempre en la punta de arriba de mi columna de blogs agregados, se parara en seco y estuviera tres meses sin publicar era extraño. Ahora veo que efectivamente te ha ocurrido "algo", pero muy bueno. Que disfrutes de tu hija y ¡enhorabuena!

Eso sí, ¡la próxima vez avisa!